Autos

¿Qué hacer si me quedo sin frenos?

Quedarse sin frenos

A la hora de conducir son bastantes aspectos los que se deben tomar en cuenta, tanto mecánicos como la prevención. Uno de los mayores riesgos que puede ocurrir es que el vehículo se quede sin frenos. Incluso, este es el mayor motivo de accidentalidad en Colombia.

Las cifras son dicientes en este aspecto, y es que se evidenciaron casi 4000 accidentes de tránsito en los últimos tres años, asociados a fallas de frenos y otras razones como la dirección y el estado de las llantas. Adicionalmente, de los accidentes presentados por estos motivos, el 66 % de ellos presentaron daños materiales, 31 % terminaron con heridos y el 3 % con fallecidos. 

Teniendo en cuenta estas cifras, te contaremos algunos consejos que puedes aplicar a la hora de quedarte sin frenos y cómo actuar en este instante. Lo ideal es que no se presente tal escenario, pero existen ocasiones donde un pequeño detalle puede fallar.

Mantén cabeza fría

Quedarse sin frenos es un escenario posible por pequeños detalles que pueden fallar. En ese instante quizá pasen muchas cosas por la mente del conductor y probablemente caiga en pánico; uno de los peores escenarios, ya que al entrar en esta situación, es posible que se anule cualquier opción de reacción.

El primer paso es mantener la calma y mantener la “cabeza fría”, pues si entras en crisis, tendrás mayor riesgo de perder el control del vehículo y ocasionar una tragedia. Por ende, a pesar de que es un escenario de intensidad, controlar la situación desde la mente ayudará a tener una mejor reacción.

Bombea el pedal en varias oportunidades

En este caso lo que menos puedes hacer es analizar qué es lo que está fallando, sino más bien saber reaccionar a tiempo.

Una forma es pisar el pedal; si se va a fondo y no ejerce fuerza alguna, lo mejor es seguir pisando o como llaman comúnmente “bombearlo”, ya que esto ayudará a ejercer presión al mecanismo de frenado o, dependiendo el sistema de frenos,  pisarlo repetidamente. Esto hará que quizá fluya mejor el líquido de frenado a las mordazas.

Esta acción se puede ir alternando, tirando el freno de mano.

Leer más: 8 consejos para cuidar el motor del carro 

Busca una zona de frenado de emergencia o sal de la vía con seguridad

Si vas sin frenos, intenta alertar a los demás con luces intermitentes o pitando para que puedan darte espacio mientras se reacciona.

Adicionalmente, si notas que vas disminuyendo velocidad, intenta enviar el vehículo hacia la derecha, en una zona que represente el mínimo riesgo para los demás como un campo abierto o paredes de tierra; nuevamente, dependiendo la velocidad en la que vayas, ve tirando el freno de mano o de emergencia hasta que detengas por completo. Esta reacción puede salvar muchas vidas.

No apagues el vehículo sino hasta el momento que se haya detenido

Uno de los errores más comunes es apagar el vehículo cuando se queda sin frenos. Esto es algo que se debe evitar a toda costa porque al momento de apagarlo se puede bloquear la dirección, que es fundamental en estos escenarios de emergencia.

Coloca las intermitentes y pide ayuda

Como ya se mencionó anteriormente, las luces intermitentes ayudan a alertar a los demás actores viales que algo está pasando y se disminuyen las probabilidades de un accidente.

Pedir ayuda es otra opción que puedes hacer, acude a los organismos de tránsito que pueden socorrerte frente a algún tipo de siniestro.

Llévalo al taller mecánico y asegúrate de tener la Revisión Técnico Mecánica para que esto no suceda

La falta de revisión periódica incrementa los riesgos de sufrir algún tipo de accidente por fallas de frenos u otro motivo mecánico.

Al terminar tu recorrido sin frenos o cuando ya estés detenido por completo, llévalo al taller más cercano para que revise que fue lo que falló dentro del sistema de frenado y realice una revisión profunda con mucho más tiempo; después llévalo a un Centro de Diagnóstico Automotor (CDA) si no tienes la técnico-mecánica al día.

Recuerda que tener la revisión al día no solo te puede librar de una multa de tránsito, sino prevenir accidentes. De esta forma, disfrutarás mejor tu vehículo y salvarás otras vidas.

¿Ya conoces Automás? Agéndate y paga sin tener que hacer filas. 

 

Publicaciones Relacionadas

Deja una respuesta